jueves, 31 de marzo de 2011

Eugenesia (1)

Aunque es posible aventurar que las prácticas eugenésicas han sido practivadas por la humanidad desde probablemente la Prehistoria, la política eugenésica ha acompañado conceptualmente al hombre, cuanto menos, desde la Antigua Grecia. Ya Plutarco, en sus Vidas paralelas, nos daba testimonio de que por la legislación de Licurgo, en Esparta se abandonaba a su suerte a los recién nacidos más débiles:

“Nacido un hijo, no era dueño el padre de criarle, sino que tomándole en los brazos, le llevaba a un sitio llamado Lesca, donde sentados los más ancianos de la tribu, reconocían el niño, y si era bien formado y robusto, disponían que se le criase repartiéndole una de las nueve mil suertes; mas si le hallaban degenerado y monstruoso, mandaban llevarle las que se llamaban apotetas o expositorios, lugar profundo junto al Taigeto; como que a un parto no dispuesto desde luego para tener un cuerpo bien formado y sano, por sí y por la ciudad le valía más esto que el vivir.” [1]

No obstante (ya que la cultura espartana puede ser considerada una rara avis entre las polis griegas), es importante destacar que, aunque no se llevasen a cabo, las ideas eugenésicas existían más allá de las fronteras espartanas; ya Platón defendía estas ideas en su obra La República, con su acostumbrada forma de transmitir ideas, a través de la dialéctica:

…veo que en tu casa hay perros cazadores y gran cantidad de aves de raza. ¿Acaso, por Zeus, no prestas atención a los apareamientos y crías de estos animales?”, dice Platón en boca de Sócrates, comenzando a enredar dialécticamente a su interlocutor. “De lo convenido se desprende -dice- la necesidad de que los mejores cohabiten con las mejores tantas veces como sea posible y los peores con las peores al contrario; y, si se quiere que el rebaño sea lo más excelente posible, habrá que criar la prole de los primeros, pero no la de los segundos”. [2]

Acercándonos a tiempos más recientes, William Penn (el cuáquero fundador de Pensilvania, cuyos principios democráticos influyeron en la Constitución estadounidense), criticaba la falta de cuidado a este respecto, con ciertas reminiscencias platónicas ("Los hombres son generalmente más cuidadosos de la clase de sus caballos y perros que de sus hijos." [3]), y Thomas Malthus, padre de la demografía moderna, reflexionaba sobre el tema eugenésico con estas palabras:

"Sin embargo, no parece imposible que pueda ocurrir entre los hombres cierto grado de mejora, similar a la de los animales, mediante la atención a la reproducción. Es dudoso que el intelecto se pueda transmitir: pero el tamaño, la fuerza, la belleza, la tez, y quizás aún la longevidad son transmisibles en algún grado... Como la raza humana no podría ser mejorada de este modo sin condenar a todos los malos especímenes al celibato, no es probable que se llegue a generalizar una atención a la reproducción." [4]

Así pues, en los casos más antiguos ya nos encontramos con las dos distintas facetas de la eugenesia: la positiva (el fomento de la reproducción de aquellos individuos considerados más aptos) y la negativa (la restricción reproductiva, incluso a través de la eliminación directa, de determinados individuos que pudiesen traer consigo taras al conjunto racial).

De ambas podemos deducir un esfuerzo para mejorar la raza humana (no necesariamente su pureza; la eugenesia no es necesariamente racista), a través del control reproductivo, si bien esto debería ser matizado. Para ello, podemos utilizar como referencia la definición proporcionada por la Real Academia Española, apenas modificada desde su primera inclusión (en 1936, ediciones previas solían ligar directamente a la eufrasia con el eunuco, este último irónicamente asociable a prácticas eugenésicas negativas) hasta nuestros días:

(Del fr. eugénésie, y este del gr. εὖ 'bien' y -génésie '-génesis' ).

1. f. Aplicación de las leyes biológicas de la herencia al perfeccionamiento de la especie humana.

Encontramos en esta definición datos curiosos como el “rebote” idiomático del francés al griego que propone la (aún en preparación, pero consultable de forma virtual) vigésimo tercera edición del diccionario de la Real Academia, o el hecho de obviarse el griego γένεσις como génesis en lugar del habitual (en prácticamente todas las ediciones previas en donde se realiza una deconstrucción lingüística de las palabras) significado de engendramiento.

Más curioso aún resulta, sin embargo, el hecho de que la palabra eugenesia no aparezca como aceptada por la Real Academia hasta 1936, puesto que sabemos (por los diversos textos tratados en clase, amén de otros a los que nos referiremos posteriormente) que el concepto era de uso común en ciertos círculos científicos. Lo más notable es que el término (sí usado explícitamente en los textos de clase) de eugénica no consta en ninguna de las ediciones de la Real Academia.

Un término, el de eugénica, que parece venir directamente del inglés eugenic o eugenics, más que del francés eugénésie. Más lógica parece esta hipótesis si recordamos como la eugenesia moderna se encuentra en relación directa con Sir Francis Galton, primo de Darwin y que se apoyó en las teorías de este para defender una cuidadosa “selección artificial” que compensase el trunque de la selección natural darwiniana por los efectos de la civilización moderna (una civilización que ayudaba a la supervivencia de los débiles):

Propongo mostrar en este libro que las habilidades naturales del hombre se derivan de la herencia, exactamente bajo las mismas limitaciones que las características físicas y formales de todo el mundo orgánico. Consecuentemente, como es fácil, a pesar de estas limitaciones, obtener a través de una selección cuidadosa una raza permanente de perros o caballos dotados con notables facultades para la carrera, o hacer cualquier otra cosa, también sería bien factible crear una raza de hombres altamente dotada a través de matrimonios juiciosos durante varias generaciones consecutivas. [5]


[1] Vidas paralelas, Plutarco, Tomo I, “Licurgo”, capítulo XVI.
[2] La República, Platón, Libro V, capítulo VIII.
[3] Some fruits of solitude, in reflections and maxims relating to the conduct of human life, William Penn, 1693.
[4] An Essay on Population, Thomas R. Malthus, 1798.
[5] Hereditary genius: an inquiry into its laws and consequences, Sir Francis Galton, 1869, pág. 1

viernes, 25 de marzo de 2011

3x04. This time for Flanders



Chicos, si uno vive lo suficiente, no podrá evitar ver pasar acontecimientos históricos. Vuestra tatarabuela vivió bajo el reinado de dos reyes (Alfonso XIII y Juan Carlos I), una república (la 2ª española), una dictadura (la de Franco) y la guía espiritual de nueve Papas distintos (que no me pondré a enumerar porque no los sé). Yo mismo, aunque no lo recuerde, viví la caída del muro de Berlín, y presencié con cierto horror y angustia los funestos atentados del 11-S y el 11-M en Estados Unidos y España, respectivamente.

Pero el verano de 2010 tuve la oportunidad de presenciar un momento que haría vibrar a millones de españoles (incluyéndome, sorprendentemente, a mí). Me refiero, claro está, al día en el que España ganó su primer Mundial de fútbol. Sabéis de sobra, chicos, que, en discordancia con prácticamente todo el resto de la familia, no me gusta el fútbol, y de hecho, la Eurocopa que habíamos ganado dos años antes sólo me había hecho sentirme ligeramente alienado del resto del país, que estaba como loco mientras a mí me daba bastante lo mismo.

Pero por alguna razón (¡lo mismo di suerte!) en 2010 me puse a ver todos los partidos de España en el Mundial (enteritos, creo que sólo me perdí un trocito de la segunda parte del segundo partido). Y el destino quiso que yo presenciase el final del Mundial no en mi casa, ni siquiera en mi país, sino en Estados Unidos, en la ciudad de Newark, junto a unos amigos de pocas semanas y una familia de enteros desconocidos. Jamás me sentí más en casa, en todo el tiempo que pasé ese verano en América.


La semifinal contra Alemania la vi, después de una de nuestras primeras clases (puede que la segunda), en el Esopus Hall, en la universidad SUNY en New Paltz; socializando con prácticamente una mayoría de turcos que apoyaban también casi mayoritariamente a España (si exceptuamos a cierta zorra, con perdón, también turca, que luego coincidió que iba a clase con una de mis compañeras patrias; ella quería que ganase Alemania).

No estuvo mal, pero lo mejor de todo fue la sensación al finalizar, no de euforia, sino de alegre incredulidad. ¿España? ¿En la final de un Mundial de fútbol? Para alguien cuya relación más intensa con los Mundiales de fútbol había sido la lectura de los álbumes especiales de Mortadelo y Filemón (en clave de humor, intensamente pesimistas respecto a las posibilidades españolas), la situación parecía tan posible como que designasen a Cuenca como sede de los Juegos Olímpicos para el 2020.

Y para un recién licenciado en Historia, la posibilidad de devolverles a los holandeses la jugada de Flandes era especialmente deliciosa. Y lo hicimos. Joder, si lo hicimos. Un partido que viví con una intensidad como ningún otro, al lado de una familia que no era la mía, pero se sentía como si lo fuese. Pero al mismo, con una serenidad que me hizo estar convencido que íbamos a ganar desde el principio y en todo momento, aunque los minutos se alargasen y mucho pareciese ponerse en contra.


Con la tranquilidad, con el frío convencimiento de que íbamos a triunfar. Y que triunfo. Abrazos y lágrimas entre los presentes. Una llamada a casa (la última vez que hablaría desde América, no por escrito sino de viva voz, con vuestra abuela). Un recuerdo a vuestro abuelo, que ojalá hubiese vivido para verlo. La sensación pletórica de alegría y pertenencia, de compartir un sentimiento con los que me rodeaban, con una porción entera de la ciudad, con el ghetto español de Newark. Y la lección de que, si era capaz de crear algo así, tal vez el fútbol no estuviese tan mal, después de todo.

sábado, 19 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Sexta parte)


Y para terminar (salvo que nos lleguen participaciones de última hora, que incluiremos aquí), ¡los fantabulosos fan-arts de Astonishing Andrew and his Amazing Friends. Son poquitos, pero honrados. ¡Disfrútenlos y visiten los sitios de sus respectivos autores!

 
Krokanti, el dulce que camina como un hombre,
por Repelux.

¿Qué podemos decir, salvo recordar el clásico Is he a man, or a peanut? Or is he both?? Krokanti es (que nosotros sepamos) único en su especie, y el primer monstruo hecho de mantequilla de cacahuete de la Historia de la humanidad. También ha sido el principal antagonista de la primera saga de la serie. Intentó ganarse la vida como monstruo en Scooby Doo, pero era demasiado grande, y a la gente le quedaba las manos demasiado pringosas cuando intentaban quitarle la máscara. Repelux lo ha plasmado aquí, en toda su deliciosa viscosidad, y en glorioso blanco y negro.

Masacre, el mercenario bocazas,
por Paco.

Cuando Andrés fue sustituido brevemente por Masacre (en nuestra segunda saga), este se convirtió brevemente en el protagonista de la serie, antes de pasar a formar parte de nuestro elenco de secundarios. Con gran riesgo de su integridad física, Paco ha aumentado esta humillación reduciendo al mercenario bocazas a las particulares proporciones físicas del universo-bola de su webcómic. Así que aquí podéis ver a este Bolasacre, probablemente el primer asesino a sueldo que mide 297 metros de altura.

miércoles, 16 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Quinta parte)

1.    6.  Álvaro, cacahuete suplente y fan en general, osa preguntar… ¿Tendrá Andres una relación estable con alguien?


Una pregunta que podría haber sido planteada de diversas maneras, por ejemplo… ¿Encontrará Andrés alguna vez el amor verdadero? Álvaro, más que todos nosotros (incluido el propio Andrés) es el que mejor sabe que dada la inestabilidad mental inherente de éste último, es bastante difícil que consiga una relación estable. ¡¡Y aun así lo pregunta!! ¿Qué diablos quieres de mí, Álvaro? ¿Quieres matarme? ¿¿Es eso lo que quieres??
En fin. Al margen del nuevo personaje femenino que introduciremos en el siguiente número, ya hemos visto que Andrés posee un muy dudoso pero extrañamente funcional poder de seducción con determinado grupo de mujeres… Generalmente ingenuas e inexpertas en la defensa emocional, hemos visto como ha conseguido despertar el interés de mozas selváticas y medievales por igual. Pero, sin embargo, hay otra dama con la que Andrés lleva flirteando gran parte de su vida adulta.
Me refiero, claro está, a… ¡La Muerte! Y, por supuesto, si ustedes desean saber más de las complejísimas complejidades propias a esta serie, relativas a la relación de Andrés con la oscura Dama Muerte, no se pierdan, probablemente en la siguiente década, Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 12: The Infinity Gauntness.

2.      7. Wherynn, fan de la saga donde las haya, parece confusa ante la sugerencia de hacer preguntas, tanto que pregunta si nos referimos a sugerencias. Aun así, se decide a solventar la duda más acuciante de entre todas las que la asedian, y logra formular la pregunta más complicada de todas… ¿Qué hace a Andrés ser cómo es?

Es una pregunta compleja… Algunos alegarían motivos genéticos, otros tenderían hacia una explicación de traumas infantiles, pero… La verdadera respuesta, el auténtico núcleo, el quid de la cuestión, la integridad que hace a Andrés ser como es… Conforma una realidad tan intrincada que sólo un muestreo de Andreses Basteiros a nivel multiversal nos permitiría dictaminar una respuesta. Tal vez lo logremos en unos lustros, cuando alcancemos Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 13: The Isolated

3.      8. Charlie vuelve a la carga preguntando… ¿Para cuándo un Astonishing Andrew Ultimate? Ya sabe, resetear el mundo para salvar a alguien (quien dice alguien dice a alguna hortaliza).

Cuanto más nos alejamos de la saga actual, más complicado se hace no soltar spoilers al tiempo que se marcan teasers respondiendo estas questionsIt´s a pity, y todo eso. En parte porque no sé al cien por cien que va a ocurrir, Astonishing Andrew siempre ha tenido consigo un importante componente de improvisación, y no es raro que sólo haya vagos retazos de argumento.

Pero vayamos al turrón. En principio, es bastante improbable que haya un mefistazo; para los neófitos, con esto intento deciros que dudo mucho que Andrés vaya a hacer un trato con el diablo para sacrificar su, no sé, colección de porno para salvar a nadie. Ni siquiera a una hortaliza. Ni siquiera a la Gran Calabaza. En parte porque la existencia de esta última es dudosa, y en parte porque no se me ocurre que ganaría Mefisto con todo eso.

Lo que sí es interesante (y tendré en cuenta), aunque difícil de manejar es el concepto de un Ultimate Astonishing Andrew. Nuevamente para los pocos neófitos que haya, la línea Ultimate de Marvel intentó revitalizar a sus personajes de siempre recontando sus historias con base más realista (dentro de lo que cabe) y desde el siglo XXI. La idea de un Andrés Basteiro definitivo me resulta bastante atractiva, pero no se me ocurre exactamente cómo hacerlo más extremo. No obstante, intentaré conjugarlo con otro argumento que tengo en mente, a ver si me sale algo guapo que llene adecuadamente lo que vendría siendo Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 14: Edema of the State.

4.      Y por último, porque es el hombre así un poco abusón, Charlie cierra la ronda de ruegos y preguntas con su última duda: los poderes de Andrés, ¿le vienen en realidad porque es el avatar de algún otro ser poderoso de narices?

En absoluto. Bueno, al menos no hasta la fecha. Los únicos poderes que Andrés ha podido demostrar hasta la fecha (con la posible excepción de la superior inteligencia demostrada cuando su Sensatez toma el control) sólo se han debido al control del Cubo Cósmico, poder que ya no posee. No obstante, de ser un avatar, la elección más lógica sería que fuese uno del Caos, que es algo que se le da bastante bien. Pero me es imposible ligar eso a una saga futura concreta… ¡Andrés siempre propaga el caos por doquier!

domingo, 13 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Cuarta parte)

1.     3.  Repelux nos dice… “Una buena pregunta que se me ocurre es por qué SHIELD/los Illuminati/El gobierno de Andorra no dispara a Andrés en un cohete a lo Hulk. O en el caso de que lo hayan intentado, por qué no lo vuelven a intentar. ¿Temen que Andrés fraternice con extraterrestres y vuelva furioso a la Tierra, con un ejército de marcianitos convertidos a su filosofía?”

Bueno, fuese conscientemente o por casualidad (escribiéndolo fue por casualidad), Andrés anuló a los Illuminati (Reed Richards vive en el cuerpo de la Cosa y no recuerda el encuentro con Andrés, Iron Man es un imán de nevera, Namor y el Doctor Extraño creen ser parte del Equipo-A, y respecto a Rayo Negro… Algo había hecho a los Inhumanos, pero no lo recuerdo ya. El What If original fue una locura), y el gobierno de Andorra bastante tiene con lidiar con la terrible invasión de armadillos bielorrusos desde el día-C.
Respecto a S.H.I.E.L.D. recordemos que Andrés les distrajo de su pista siguiendo a un misterioso personaje que nunca se reveló… ¡Y que no se revelará hasta dentro de unos números! Por lo que respecta a S.H.I.E.L.D., Andrés es tan culpable del día-C como del calentamiento global… Aunque bastante más molesto que la mayoría de los que contaminan.
El único que conoce la verdad, dentro de S.H.I.E.L.D., de lo ocurrido, es mi alter ego dentro de la Historia… Y la ha ocultado, como lo ha hecho con gran parte de lo ocurrido en Astonishing Andrew. Sin embargo, tarde o temprano pasará algo que desvele los oscuros secretos y crímenes ocultos de Andrés. Más bien tarde, pero si os interesa conocer su destino, consulten en unos pocos años (con suerte) Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol 9: The trial of Astonishing Andrew.

2.      4.  Charlie pregunta: ¿Andrés es un clon a lo Spiderman? Si lo fuese, ¿se retiraría a vivir una vida plácida y pacífica en Asturias?

Podemos asegurar, casi al cien por cien, que Andrés no es un clon de nadie. De todas formas, la vida plácida y pacífica no va con él; estoy seguro de que si descubriese que es un clon a lo Ben Reilly, se enfrentaría a muerte con el original, para después casi inmediatamente irse de farra con el original, con eróticos resultados. Para quién, no estamos del todo seguros. Pero lo que es casi fijo es que seremos mucho más felices sin saberlo.
Lo que nos es imposible, y por tanto no podemos prometer (y no prometemos) es que en algún momento alguien no haga clones de Andrés, por alguna razón que hoy día se nos escape. O que alguien usurpe su identidad (como en su día hizo Masacre durante la segunda saga), ya que la posición de Andrés dentro de Vigo resulta inmensamente privilegiada para ojos avariciosos. ¿Qué dice el vox populi? ¿Alguien ha dicho el Camaleón?
¡No, hombre, no! Me refiero, claro está, al temido Quitanamer, que absorbe y digiere identidades como otros hacen con amistades de Facebook. Por razones no reveladas el Quitanamer será desatado como un perro sin bozal en la prodigiosa metrópoli de las Rías Bajas (aka Vigo), y sin duda tarde o temprano su dominio de los bajos fondos entrará en conflicto con las actividades de Andrés. ¡No se pierdan tan cataclísmico enfrentamiento en Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 10: Tree!

3.      5.  ¡Eh, eh, eh, profe! ¡Yo, yo, yo! ¡Yo tengo otra pregunta! El Doctor Muerte devolvió a Andrés y Berto a su tiempo desde la Edad Media a través de un intrincado proceso místico, pero… ¿Qué ocurrió durante ese viaje místico a través del tiempo? ¿Cuáles fueron los oscuros secretos del futuro que se le revelaron al Doctor Muerte, y por los que decidió renunciar a su venganza contra Andrés y los suyos?

-        Se acabó. –dijo Berto frenando en seco y preparando los puños para el combate- Yo mismo te echaré a los agresivos brazos de la picota popular por esto, Andrés...
-        ¡No harás tal cosa, lo jura Von Muerte! –exclamó una potente voz al surgir un vórtice esferoide multicolor en frente de ambos. De ella emergió la señorial figura del Doctor Muerte, recién llegado del futuro- ¡Puesto que aquel que deseaba ver vuestro fin más funesto, ahora debe sacaros de esta era por el bien de todo un universo! ¡Venid!- dijo atrayéndoles con fuerza dentro del orbe.
-        ¡Uoooh! –exclamó Andrés semidelirando. Bueno, en realidad, tan normal como siempre- ¡Figuras trimensionales que desarrollan mi imaginación! ¡Es como mi Magic PC!
-        Que mi destino sea protegerte de los inmensos peligros del tránsito temporal místico, Basteiro… -musitó Muerte- La suprema autoridad de toda la creación deberá responder por este giro burlesco ante mí, el día en que Muerte logre alzarse sobre todo lo existente, y se encare con el trono de la divinidad. –lanzó un rayo sobre un extraño ser pulpesco que intentó golpearles con su multidimensionales tentáculos- ¡Cuidado, necios! ¡Seres multidimensionales lovecraftianos acechan entre los resquicios del Multiverso, intentando abarcar con sus purulentas extremidades los hilos que gobiernan nuestra realidad!
-        ¿Pero no querías matarnos, tío veleta, especialmente a él? –preguntó Berto esquivando un tentáculo menor que había logrado colarse por un pequeño resquicio de realidad.
-        No sacrificaré el universo entero para satisfacer mi venganza. –dijo escuetamente Muerte- Moriréis por mi deseo y por mi mano, y no en esta turbulencia espacio-temporal.
-        ¡Uoah! –exclamó Andrés, que había comenzado a adquirir gradualmente un brillo anaranjado mientras hablaban- ¡El menda se está convirtiendo en Naranjito! –dijo, mientras parecía difuminarse hacia atrás en la nebulosa temporal.
-        ¡La mano, Basteiro! –rugió Muerte- ¡Es tu única esperanza, y probablemente, la de todo el cosmos! –Andrés consiguió aferrarse al metálico guantelete de Muerte. De inmediato, al monarca latveriano le invadieron potentes flash-forwards de esos que salen en la tele. Lo contrario de un flashback, vamos, lo que viene siendo visiones sesgadas del futuro. Una familiar figura femenina golpeada brutalmente con un saco de piñas… Cientos de sonrisas podridas bajo cascos vikingos. Una gigantesca ola ensombreciendo Vigo… Y unas garras de adamantium clavándose en el pecho de Andrés. Utilizando toda su fuerza de voluntad, Muerte completó el hechizo y tanto él como Andrés y Berto irrumpieron en el mundo real.

“¡En un viaje que pareció durar segundos, pero que bien pudo conllevar un combate de horas, y con un potente trueno, Muerte, Andrés y Berto reaparecieron en nuestra época! Tambaleándose, Andrés y Berto se acercaron a sus amigos, mientras que Muerte se apoyaba levemente en Boris, musitando algo sobre la dureza del trance místico y el proceso de ruptura temporal. Sí, Muerte se hallaba algo desmejorado… Y que una maza de adamantino atravesase la pared y le golpease en el pecho, enviándole varios metros más allá, no ayudó a hacerle sentir mejor.”

Sí, esta respuesta trae consigo visiones de futuros relativas a… Dejarme hacer cuentas… Pues a Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 6 al 8, si no me equivoco… ¡Pero incluso aún más lejos! No os perdáis la recuperación de esta trama anaranjada en Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 11: The Deadpool Imperative.

jueves, 10 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Tercera parte)

“Y ahora, el momento que todos estaban esperando… ¡Preguntas de los lectores! Pueden parecer banalidades, pueden parecer absurdas, pueden parecer innecesarias… ¡Pero en realidad contienen pistas que conducirán, más o menos rápidamente, a futuras sagas de Astonishing Andrew que quizás no vivan para leer! Así que disfruten de las preguntas que ustedes (y yo) mismos tuvieron oportunidad de enviar…”

1.      1.  Paco nos ha confesado en exclusiva que: Mi duda es la siguiente ¿Hércules podrá soportar a un sabihondo y a un Andrew al mismo tiempo mientras escapa de Latveria?

“Y es una pregunta bien razonable. De hecho, en su momento no narramos siquiera como escaparon Hércules, Cho, François, Andrés y los Amazing Friends de Latveria, simplemente hicimos un salto secuencial desde que iban a robar unos caballos y después les presentamos ya en Vigo sanos y salvos… Con apenas una mención al reticente apoyo del gobierno serbio. Así que volvamos la vista atrás.”

-        Normalmente la tecnología de Muerte anularía mi GPS, pero estoy seguro que con esa ráfaga mística podré comprobar… -comentó Cho, sentado sobre la grupa de un caballo montado por Hércules, al tiempo que sacaba su PDA, camuflada bajo la forma de una Game Boy clásica. Fun Fact: Los caballos latverianos, descendientes de razas equinas procedentes de su antigua metrópoli otomana, pueden soportar hasta 130 kilos de peso - Mierda. Creí que mi tecnología resistiría.
-        ¡Tío, ¿has roto tu Game Boy?! –preguntó Andrés, sentado detrás de Berto en otro caballo- ¿Cómo has podido hacerlo? ¡Ahora que podríamos comprar nuevos cartuchos en Balcanilandia! ¡Creo que acaba de salir al mercado el Super Mario Land 2!
-        Pavo, es mucho más que una Game Boy. –respondió Cho alzando la voz, ya que su caballo parecía ralentizar en contraste con el resto- Y espero que François sepa de verdad hacia donde queda Serbia, porque no hay manera de encender esto. –añadió guardando su aparato.
-        ¿Acabas de decir pavo? –preguntó Andrés- Hace dos segundos que has salido de la pubertad, ¿no es cierto? Y eso no pasaría nunca con mi fiel tele-sketch. –dijo sacando uno de sus pantalones.
-        A este noble equino parecen faltarles las fuerzas, Amadeus. –informó Hércules al ver que cada vez se quedaban más atrás. Fun Fact: El peso de Hércules ronda los 130 kilos. Amadeus Cho alcanza en torno a los 53 kilos - Espero que la frontera esté realmente cerca.
-        Es Latveria, Herc… -respondió Cho- Todo está cerca de todo.
-        ¿Llevabas un pizarrín de esos en los pantalones? –preguntó mientras tanto Chama a Andrés, mientras cabalgaba en otro caballo con Leti- ¿Todo el tiempo?
-        Pos claro… -respondió Andrés- Es para hacer los teasers-trailers del coito. Aunque tengo que reconocer que tiene mucha más efectividad en la Edad Media que aquí. Ahora. Lo que sea.
-        ¡Alto! –rugió Hércules- ¡Nuestra montura se ha desplomado por exceso de peso! Debemos buscar un modo alternativo para continuar nuestro viaje. –informó al resto de jinetes, que detuvieron sus monturas- Pon a trabajar ese prodigioso cerebro tuyo, Amadeus.
-        Pues así a bote pronto, se me ocurre una idea… -Fun Fact: Todos los olímpicos tienen el potencial de ser capaces de correr y moverse a velocidades mucho mayores que las del humano más veloz. Su resistencia superior les permite mantenerse al máximo físico en torno a 24 horas sin que la fatiga les afecte.
-        Pensé que ya habíamos superado esta humillación hace unas horas. –masculló Hércules corriendo al lado de los caballos, con Amadeus sentado a su espalda. Fun Fact: Los dioses olímpicos no gustan de actuar como mulas de carga. Las mulas de carga, cuya filosofía entiende el trabajo como una virtud, también deploran la forma de vida olímpica.
-        Tampoco creas que es especialmente cómodo para mí… -respondió Cho- Me gustaría tener hijos algún día, ¿sabes?
-        ¡Ahí está la frontega! –exclamó François. Fun Fact: François es el único miembro de la rebelión latveriana que no es oriundo de Latveria. No tiene ni idea de sus realidades sociales. Tampoco es un verdadero francés.- ¡Avante toda hacia la libegtad!
-        ¿Creéis que encontraremos resistencia para entrar por aquí, en medio de la nada? –preguntó Chama.
-        En principio, no deberíamos. –respondió Cho- Serbia no se espera incursiones latverianas, porque los que intentan salir del país son procesados por Muerte-bots. Y una intervención latveriana en Serbia desataría una nueva guerra de los Balcanes. -Fun Fact. El reino de Latveria se disputó entre Hungría y Serbia durante los procesos de independencia balcánica. Tras la reciente ruptura de relaciones diplomáticas con el gobierno latveriano, Serbia teme posibles represalias.

“Es cierto lo que dicen. Un rifle Sastava M70, el reglamentario del ejército serbio, cuesta en torno a 700  €. Un tanque estándar M-84AS  cuesta 500 millones de $. Encontrarse maniobras fronterizas serbias mientras escapas de Latveria no tiene precio. Para todo lo demás, Master Card. Tras un breve encontronazo con el ejército serbio, Amadeus fue capaz de hacerse comprender, y Chama de pagar un regreso a salvo a casa (salvoconducto serbio incluido).
Así que la respuesta, Paco, es positiva. Pero si quiere ver como Andrés y Cho ponen en peligro la paciencia semi-olímpica de Hércules en el futuro, no se pierda la saga probablemente más épica que haya visto la serie hasta el momento. Es decir, no se pierda, cuando toque, Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 7: Sacrilegious Invasion

2.      2. Y digo yo… ¿Cómo acabó Andrés con el dinosaurio de la Tierra Salvaje, teniendo en cuenta que estaba desarmado? Recordemos, Andrés había sido arrojado en un barril a la Tierra Salvaje, e intentaba llegar a un lugar seguro… Enfrentándose a un velocirraptor (o similar), tras un cambio de escena, sabemos que el dinosaurio murió a sus manos, cuando la lógica nos impele a pensar lo contrario, así que… ¡Dentro vídeo!

-        Andrés… -susurró una voz en su cabeza- Necesitas mi ayuda… -mientras el dinosaurio se acercaba hacia él lentamente, moviendo la cabeza y la cola con movimientos casi aviares. La banda sonora de John Williams casi podía oírse de fondo.
-        ¿Lisa? –preguntó Andrés en voz alta.
-        ¿Te parezco una tía?
-        No, y Lisa es uno de los pocos personajes animados que no hacen despertar a mi amigo Jim, el coloso semental que vive en mi entrepierna. Oooh… -babeó Andrés olvidándose aparentemente del peligro cercano- Esas princesas Disney… Buff, menudos anacronismos me montaría yo con ellas…
-        ¡Bajo esa raíz, idiota, casi está encima nuestro! –ordenó la voz. Andrés así lo hizo, justo a tiempo para que el morro del dinosaurio se quedase enganchado bajo la raíz- ¡Ahora sube al árbol, deprisa! –ordenó de nuevo la voz, consiguiendo que Andrés se situase unos seguros metros por encima del mortal reptil, que intentó en vano saltar y atrapar a su presa.
-        ¿Puedo desmayarme ya? –preguntó Andrés.
-        ¡Claro! –exclamó la voz; segundos después, Andrés dejaba caer su cabeza inconsciente sobre el tronco del árbol. Un momento después, abría los ojos, pero con otro brillo en su mirada- Si por mí fuese, podrías entrar en coma perpetuo, colega. En caída libre a la parte menos usada de tu cerebro, o una existencia microscópica como la que llevo yo toda nuestra vida. Pero no hay tiempo para eso, ahora. –dijo Sensatez, mirando hacia el dinosaurio, que continuaba rondando el árbol- Aparentemente, este no tiene un mejor sitio donde ir. A ver… -dijo revisando los bolsillos y sacando un mejunje azul chicloso de uno de ellos- Si no recuerdo mal, este imbécil llevaba días intentando fabricar su propia viagra entre casa y la Chama Corporation… No estoy muy seguro que haya mezclado en proporciones exactas para lograr C22H30N6O4S, pero aunque haya usado bien sus conocimientos químicos, seguro que no es muy sano. ¡Eh, tú! –gritó al dinosaurio, mientras arrancaba un fruto seco del árbol y lo arrojaba contra su morro- ¡Di “Aaaah”! –aprovechando el rugido feroz del dinosaurio, Sensatez arrojó el sucedáneo de viagra en sus fauces- Buen chico. –dijo, y esperó, afilando como pudo una rama. En torno a un cuarto de hora después, el dinosaurio comenzó a agitarse y cayó entre convulsiones, antes de quedarse inmóvil- Bueno, no soy un experto en la materia, así que no sé si has tenido un infarto de miocardio o sólo un desvanecimiento. Ahorrémonos disgustos. –dijo tirando su tosca lanza, que hizo silbar el aire hasta que llegó a su destino, clavándose profundamente en uno de los ojos del saurio- Y ahora… A rematar la jugada. –dijo bajando y ocupándose de alcanzar y dañar el cerebro con el palo con rapidez, con precaución, no fuese que las garras o los dientes del reptil se reactivasen- Estoy seguro que por aquí tiene que haber piedras que puedan usarse para degollar a este bicho, incluso el olor de su sangre resultará menos atractivo a los depredadores que el mío propio. –dijo subiéndose de nuevo al árbol dispuesto a tallar unas cuantas piedras- Después veremos cómo puedo orientarme por aquí para llegar a algo parecido a la civilización. –acostumbrado a la soledad y el aislamiento dentro de la psique de Andrés, a Sensatez no deja de serle familiar el hecho de hablar consigo mismo.

“¡Fuera vídeo! Ahora ya sabéis como los nativos del pueblo de Ka-Zar encontraron a Andrés/Sensatez al lado de un cadáver dinosáurico… Aunque como ya hemos visto, y a pesar de lo creído por Nasheera, no lo mató exactamente con las manos desnudas. ¡Y es que Sensatez es alguien/algo con muchos más recursos que el propio Andrés, y no es la primera vez que lo demuestra, ni la última! Si queréis saber más de la dicotomía entre ambos, no os perdáis, cuando lleguemos a ello, Astonishing Andrew and his Amazing Friends vol. 8: Idea/Entity Crisis.

lunes, 7 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Segunda parte)

“En este especial, sorprendentemente no narrado por Stan Lee, os presentaremos ideas que pudieron ser y no fueron, diálogos que jamás ocurrieron y hechos que nunca fueron pronunciados. ¡Disfrutad de las tomas falsas, de cuando la serie estaba empezando y había que hacer chorrocientas tomas! Ya sabéis, todos los comienzos son difíciles, así que volviendo al What If que lo empezó todo…”

“Y así, con esa idea en mente, Andrés procedió a conectar todos los centros de placer de los seres vivos del todo el planeta. Cuando lo logró, no pareciéndole suficiente, expandió su conciencia hacia las estrellas, superando incluso las barreras del Sistema Solar.

Los imperios Skrull, Kree y Shi’ar se hallaban ya al alcance pluriorgásmico de la psique de Andrés. ¡Más él aspiraba a mucho más! A cada segundo que pasaba, el cosmos entero se hallaba más cerca de presenciar, vivir y gozar el omnipresente orgasmo universal que se avecinaba. ¡El confín del universo conocido, y aún las regiones más ignotas del mismo se hallaban ya dentro del alcance del poder del Cubo! Cuando de repente…”

-        ¿Piff? –preguntó Andrés extrañado- ¿Desde cuando este cacharro hace “piff”?
-        Creo que has intentado coger más de lo que podía abarcar el Cubo… -dijo Chama levantándose y saliendo de su improvisado parapeto tras el sofá.
-        ¡¡Corten!! ¡Es puff, idiota! –gritó el director- ¡Maldita sea, ahora tendremos que volver a cargar el Cubo Cósmico!
-        ¿Seguro que…? ¡Uff! –resopló Andrés un rato después mientras intentaba tomar aliento- ¿No hay otra forma de recargar esto? –preguntó mientras daba vueltas en una rueda de hamster gigante.
-        Seguro. –contestó firmemente una voz emergiendo de una masa informe de mantequilla de cacahuete que reposaba en un bote cercano, junto a una batidora.

 “¿Y cómo olvidar el épico momento en el que Berto intentó destruir a Krokanti, el dulce que camina como un hombre, con una grúa de construcción? La ciudad de Vigo corría peligro, y Astonishing Andrew también, por el elevado coste de la escena… ¡No en vano, costó mil millones de euros de Ridley Scott, antes de que le detuviesen las autoridades!”

-        ¡Excelente distracción, Andrés! –gritó Berto dirigiéndose hacia otro sector del solar en obras- Ah, Álvaro… Podrás haberte escurrido entre los agujeros de esa grúa, pero olvidaste una cosa. Siempre fuiste un compadre genial, pero tan sólo eres medio gallego… Un  gallego completo sabe que puede fluir… Y puede golpear.  Be gallego, my friend. –susurró Berto mientras comenzaba a mover el aparato, manipulando los controles de la bola de demolición- En otras palabras… -añadió pulsando el botón que impulsaba dicha bola contra una de las piernas de Krokanti- Yippee-ki-yai, hijo de puta.
-        Yipi cai yei, hijo puta… -bramó Krokanti­.
-        ¿Qué? ¡Que tú no hablas, idiota! ¿Intentas pisarme la escena?
-        Álvaro… Decir mejor guay…
-        ¡Se acabó! ¡A ver esos puños! –amenazó Berto mientras la grúa se unía a él convirtiéndose en una especie de Transformer gigante. Unos edificios más allá, Andrés se reía mientras lanzaba al aire el Cubo Cósmico, una y otra vez.
-        Deja caerlo al suelo y no lo recojas… -ordenó Lobezno con las garras a la altura del cuello de Andrés- O renuncia a usar sombrero ad eternum, nene.
-        Ooooh… -musitó Andrés decepcionado, dejando caer el Cubo.

 “Debido al éxito de Astonishing Andrew, nuestro departamento de marketing tomó la previsible decisión de preparar el camino para unos cuantos spin-off, en forma de series regulares, miniseries y one-shots… ¡Mirad los productos derivados de Astonishing Andrew y sobrecogeos!”

Berto, the Barbarian

Punished by Doctor Doom himself, lost in time and isolated from his friends, Berto is aground in XI century! Without money, without friends, and hardly understanding the ancient Spanish language, will Berto be able to adapt to the dark, medieval times, a violent era of continuous wars against the Saracens? Of course!
In fact, Berto has enrolled at the army of exiled Rodrigo Diaz de Vivar, the Cid himself! And although his survival can be doubtful, it’s another question that must worry you… And that is… How much time can resist the space-time continuum Berto’s doings in the past? Can his actions created a brand-new future…Or destroy the universe as we know it?
In the pages of the first saga, Astonishing Andrew’s strongest friend must prove not only if he has the necessary to survive to the violence, sorcery and XI century’s embarrassing hygiene, but also if he is able to stand his own regular series… And you must help him in his task, reading and buying it!

¡Castigado por el mismísimo Doctor Muerte, perdido en el tiempo y separado de sus compañeros, Berto se encuentra varado en el siglo XI! Sin dinero, sin amigos y entendiendo a duras penas el castellano antiguo, ¿será capaz de adaptarse Berto a los oscuros tiempos del medievo, una era violenta de guerras continuas contra los sarracenos? ¡Por supuesto!

¡De hecho, Berto se ha alistado en el ejército del desterrado Rodrigo Díaz de Vivar, el mismísimo Cid! Y aunque su supervivencia puede ponerse en duda, es otra pregunta la que debería preocuparos… Esto es… ¿Cuánto tiempo puede resistir el continuum espacio-temporal las acciones de Berto en el pasado? ¿Darán lugar sus aventuras a un futuro completamente nuevo…? ¿O destruirán el universo como lo conocemos?

En las páginas de la primera saga, el amigo más fuerte del asombroso Andrés deberá demostrar no sólo si tiene lo que hay que tener para sobrevivir a la violencia, la brujería y la lamentable higiene del siglo XI, sino también si es capaz de mantener en pie su propia serie regular… ¡Y vosotros deberéis ayudarle en su empresa, leyendo y comprándola!

Graciela kills the Marvel Universe

That`s it! When a supervillain irruption spoils a long-time deferred romantic date between Graciela and her boyfriend Berto, of course, you know that this means war! Armed with an arsenal stolen of S.H.I.E.L.D., catching founds from the company of her friend Chama, Graciela begins a crusade against all supervillains and superheroes of Earth. And this one-shot doesn´t end until each and every one bites the dust!

¡Es el colmo! Cuando la irrupción de un supervillano arruina una largamente postergada cita romántica entre Graciela y su novio Berto, por supuesto, ¡sabéis que esto significa la guerra! Armada con un arsenal robado de S.H.I.E.L.D., apropiándose de fondos de la empresa de su amigo Chama, Graciela emprende una cruzada contra los superhéroes y supervillanos de toda la Tierra. ¡Y este número único no terminará hasta que todos y cada uno de ellos muerdan el polvo!

The Midsummer Night’s Dream Sons

What do Deadpool, Magento, Krokanti and Amadeus Cho conforming an attack squadron for the international security’s agency S.H.I.E.L.D.? How and who has been able to get that personalities so different work together? And who have died and have named link to the useless Steinbeck?
S.H.I.E.L.D. can have decided that is better have them at its side more than against it, and send this diverse group against the most ubiquitous menace around the world, like the D Team (you know, the old Defenders thinking they are the A Team), but… They really waits their victory, or simply get rid of them, definitively?
In this six issues’ miniseries, maybe the group will increase with new members… Or decrease with tragical descend. And when Cable (leader of the secret base of Providence, one of their objectives) reveals the true intentions of S.H.I.E.L.D., what would be their loyalties? Anyway, their possible foes (included S.H.I.E.L.D.) must be prepared… Beware the Midsummer Night’s Dream Sons!

¿Qué hacen Masacre, Magento, Krokanti y Amadeus Cho conformando un escuadrón de ataque para la organización de seguridad internacional S.H.I.E.L.D.? ¿Cómo y quién ha podido conseguir que personalidades tan dispares trabajen juntos?  ¿Y quién se ha muerto y ha nombrado enlace al inútil de Steinbeck?

S.H.I.E.L.D. puede haber decidido que es mejor tenerlos a su lado que en su contra, y envía a este variopinto grupo contra las amenazas más ubicuas de todo el mundo, como el Equipo D (ya sabéis, los antiguos Defensores creyéndose el Equipo A), pero…  ¿Realmente esperan su victoria, o simplemente librarse de ellos definitivamente?

En esta miniserie de seis números, puede que el grupo aumente con nuevos miembros… O disminuya con trágicas bajas. Y cuando Cable (líder de la base secreta de Providence, uno de sus objetivos) les revele las verdaderas intenciones de S.H.I.E.L.D., ¿hacia dónde virarán sus lealtades? Sea como fuere, que sus posibles enemigos (incluido S.H.I.E.L.D.) se preparen… ¡Que teman a los Hijos del Sueño de una Noche de Verano!

viernes, 4 de marzo de 2011

Giant-Size Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1 (Primera parte)




“En el año 711, el universo tomó forma. En los anteriores años, fueron los trailers… Pero ninguno de ellos pudo prepararos para la soberana magnificencia del primer Giant-Size de…”


“¡Empezando por un índice de personajes relevantes, para el que haya llegado tarde, y para el resto también!”

Andrés Basteiro (primera aparición en What If Astonishing Andrew Got the Cosmic Cube?): Andrés es un canijo, un canijo chiquitito. También es el joven protagonista de esta serie, y el desencadenante de toda la serie de catastróficas desdichas. Un maníaco tragaldabas y lujurioso, ha conseguido de alguna manera mantener (y aumentar) un fiel círculo de amigos (los Amazing Friends del título), que le aceptan a pesar de su obvia estupidez/enfermedad mental, o quizás gracias a ella. En algunos círculos (o eso dice él) se le conoce como Mr. B, el Chico Maravilla, Señor Lengüetón y algunos alias aún más obscenos aún. Una antigua secta profética le llamó Aquel que Provoca el Caos y la Destrucción y Por Eso le Quitamos de Nuestros Contactos de Messenger, pero no salen en la serie. Solo tened en mente que en sus manos cayó un artefacto capaz de hacer realidad sus deseos y fue MUY malo.

Chama Vargas (primera aparición en WIAAGCC?): El líder de facto de los Amazing Friends, y compañero de piso de Andrés, suele ser también la voz de la razón entre los componentes masculinos del grupo. Apolíneo, inteligente, buen tipo en general y de familia pudiente, se labró su propia fortuna con una fábrica de mantequilla de cacahuete con la que intentó reavivar la destrozada economía de Vigo tras el día-C. Esto le supuso no sólo enfrentarse al diabólico magnate Richard Fronduto, sino también a las continuas intromisiones de Andrés en el buen hacer de la Chama Corporation. El nuevo magnate de origen mexicano ha tenido que lidiar con todo esto, con intentar reavivar la hermandad de los Amazing Friends después de los repugnantes abusos de poder cometidos por Andrés, y con reconstruir de continuo una pared concreta del piso.

Álvaro (primera aparición en WIAAGCC?): Representa el cambio dentro de la serie, pero no en el sentido de ser una de esas entidades abstractas que representan conceptos cósmicos. Simplemente es que ha pasado de ser un Amazing Friend a un zurullo de cacahuete, de zurullo a mantequilla de cacahuete de sabor muchimillonario, de inversión única al monstruoso Krokanti (el dulce que camina como un hombre, Andrew said), y de Krokanti a cacahuete inerte, y de cacahuete inerte a cacahuete Vigilante de la Tierra. Para que luego hablen de inestabilidad laboral.

Pelayo (primera aparición en WIAAGCC?): La representación antropomórfica del autor, fue puesto como líder de una facción de inteligencia de S.H.I.E.L.D. (la EUM) tras el día-C, por sucesos aún no narrados. Oculta a sus superiores la verdad sobre Andrés Basteiro, algo que probablemente termine en desgracia cuando se desvele tarde o temprano. No obstante, esto no preocupa a su homónimo creador, ya que odia escribirse a sí mismo como personaje. De depender de él, se pegaría un tiro (el creador al personaje), pero le gustaría tener algún tipo de razón argumental para ello, tal vez una muerte épica que le redimiese de una asombrosa vida de heroicidad.

Stan Lee (primera aparición en WIAAGCC?): ¿Es el primer guionista en narrar las aventuras de los héroes Marvel en cómic? ¿Es una entelequia cósmica? ¿Es un chiflado que no consiguió montar una barbacoa? Poco se sabe en realidad sobre Stan Lee, salvo que parece poseer poderes casi cósmicos que le han puesto en el punto de mira de S.H.I.E.L.D. Está por ver si este chiste recurrente volverá a asomar su prodigioso bigote por las páginas de Astonishing Andrew. Nuff said!

Doctor Muerte (primera aparición en WIAAGCC?): Archienemigo de los Cuatro Fantásticos, los Vengadores y parte del extranjero (siendo el extranjero, por ahora, todo al margen de su propio país, Latveria), el Doctor Muerte aspira al domino mundial por motivos filantrópicos, puesto que sólo bajo su guía la humanidad puede prosperar. Intentó vengarse de las vejaciones de Andrés enviándole a través del tiempo, pero no salió bien, y ahora espera a que se cause la muerte él sólo. Más o menos.

Uatu, el Vigilante (primera aparición en WIAAGCC?): Miembro de una raza de voyeurs universales que vigilan todo y a todos pero nunca hacen nada porque no tienen los redaños para hacerlo, Uatu fue relegado de sus tareas de Vigilante cuando Andrés le hizo crecer un pelirrojo estilo afro en su cabeza de bombilla. Tradicionalmente calvos, el resto de Vigilantes lo expulsaron de su tarea en la Zona Azul de la Luna, porque los 70 están taaaan muertos. Desde entonces, ha vigilado las actividades de Andrés y los suyos, buscando venganza o entretenimiento, hasta que cedió su orgulloso puesto de Vigilante a Álvaro, el cacahuete vigilante. Pero puede que aún busque venganza. O entretenimiento.

La imposible Patrulla-X (primera aparición en Astonishing Andrew and his Amazing Friends nº 1): Temidos y odiados por aquellos a quienes juraron proteger, los mutantes de la Patrulla-X no fueron convertidos en piedra durante mil años por culpa de un hechizo, sino que colaboraron con S.H.I.E.L.D., Andrés y compañía para detener a Krokanti. Los sentidos animales de la Bestia y Lobezno detectaron una gran semejanza de olor entre Andrés y Masacre, el mercenario bocazas, que fue ignorada adrede; está por ver si esto tendrá consecuencias en el futuro.

Sensatez (primera aparición en AAahAF nº 2): Sensatez es el sentido común de Andrés y, como es de suponer, tiene mucho tiempo libre. Andrés entró en contacto con él en primer lugar cuando el profesor Xavier le puso en un trance telepático; desde entonces, Andrés ha aprovechado las situaciones de mayor peligro para delegar en su yo interno para salvar el culo… Algo en lo que Sensatez ha demostrado ser violentamente eficaz. ¿Pero será salir de entre bambalinas ocasionalmente suficiente para una faceta de Andrés obligada a vivir recluida y enferma durante más de veinte años, o aspira a un lugar de honor dentro de nuestra historia?

Berto (primera aparición en AAahAF nº 2): Berto es el tío fuerte que todo grupo Marvel necesita, y esto incluye a los Amazing Friends. También es un tío chachi y una máquina de amar, a su malhablada manera, como Graciela bien podría atestiguar. De alguna forma consigue superar la censura y conseguir que sus continuos tacos no salgan como interjecciones suprimidas, pero esta faceta suya cada vez se reduce más porque su mojigato autor no gusta de ser tan soez.

Leti, Cata, Graciela y Jenny (primera aparición en AAahAF nº 2 y 6): Son las componentes femeninas de los Amazing Friends. Aparentemente indiferenciadas, porque el autor tiende más a sembrar grandes planes a largo plazo que a desarrollar personajes individuales, en realidad pueden individualizarse por rasgos de carácter, como los pitufos. Leti es compasiva, Cata es sarcástica, Graciela tiene mala leche y Jenny posee cierto dominio de las artes marciales (así que es más o menos comodín para los diálogos).

Masacre (primera aparición en AAahAF nº 4): el mercenario bocazas, el comediante carmesí, el degenerado regenerado… Masacre colecciona nombres como otros acumulan amigos, pero pocos de los suyos sobreviven. Entre ellos se encuentran Andrés y los suyos, después de que Masacre suplantara al primero y viviese varias aventuras junto a (o por) ellos. Entre sus poderes se encuentran un factor curativo que rivaliza con el de Lobezno, la ultra-violencia, hablar con letras amarillas, y su capacidad para romper el cuarto muro (aka saber que está en una obra de ficción, y hablar del tema).

Steinbeck (primera aparición en AAahAF nº 5): Steinbeck se convirtió en agente de S.H.I.E.L.D. como consecuencia de un programa de igualdad de oportunidades. Bastante inútil, fue asignado a la vigilancia de los Amazing Friends, pero sería relevado de sus funciones al enloquecer después de que le reventasen una oreja, e intentase detenerlos con extrema violencia. Se le considera muerto, o de vacaciones.

Kraven el Cazador (primera aparición en AAahAF nº 7): descendiente de la nobleza rusa expulsada por los bolcheviques en 1917, Sergei Kravinoff se ha convertido a sí mismo en el cazador definitivo tras capturar a sus presas a lo largo y ancho del globo. Pocas presas se han escapado de uno o varios encuentros… Apenas Spiderman, Andrés y sus amigos, contra quienes clama venganza.

Niño Listo (primera aparición en AAahAF nº 7): mutado junto a otros indígenas del vergel selvático de la Tierra Salvaje, ha intentado conquistar dicho paraje y la Tierra desde que consiguió su gigantesco cabezón superinteligente. Ahora tiene más dificultades para ello, desde que la intervención de los Amazing Friends le arrebatase sus poderes.

Cable (primera aparición en AAahAF nº 7): Nathan Christopher Charles Dayspring Summers, hijo de Askani, hijo de Cíclope pero con edad para ser su abuelo por temas de viajes en el tiempo, es un soldado futurista decidido a convertir la Tierra en un lugar mejor, con planes dentro de planes y nueces dentro de cáscaras de nueces. Su último movimiento ha sido provocar que Masacre renuncie a la hospitalidad de su isla-Estado, Providence, que ha hecho surgir del Atlántico ante las atónitas miradas de la comunidad internacional.

Hércules y Amadeus Cho (primera aparición en AAahAF nº 8): ¡Él es un semidios olímpico, el otro él es la séptima persona más inteligente del planeta! ¡Juntos, son dinamita! Apadrinando al joven Cho después de que su familia muriese durante el día-C (que también interrumpió la conexión de Herc con su familia olímpica) ambos viajan por el orbe intentando desvelar los misterios del caos provocado por el Cubo Cósmico.

Ka-Zar, señor de la Tierra Salvaje (primera aparición en AAahAF nº 8): Pues eso, lo normal, un aristócrata británico criado en una selva artificial antártica. Líder-jefe-embajador de los pueblos de la Tierra Salvaje, le debe una a Andrés y sus amigos por haber detenido a Niño Listo y sus mutados. Por la participación de Cable, tal vez acceda a crear una incómoda alianza con el recién creado Estado de Providence.

Magento (primera aparición en AAahAF nº 9): Hermano de Niño Listo, fue mutado contra su voluntad para convertirle en el primero de un nuevo y poderoso ejército de mutados a su servicio. Se desconoce su nombre anterior, pero ahora es… ¡Magento, el amo del magentismo! Controla todo lo magenta, y sufrió una crisis nerviosa tras la que escapó cuando fue manchado de añil en un inteligente movimiento de Andrés (controlado por su Sensatez, en aquel momento).

François le fragant (primera aparición en AAahAF nº 14): Cuando Andrés y sus amigos fueron secuestrados por el Doctor Muerte, conocieron a François, un insurgente franco-latveriano que conspiraba contra el régimen de Muerte, comandando una pandilla de torpes rebeldes que le odiaban. François les ayudó en cierta manera a escapar de Latveria, pero no se le ha vuelto a ver, así que puede haberse convertido tanto en mascota del grupo como en prisionero político serbio, o comida para caballos.