jueves, 8 de enero de 2009

The Spirit (2)

Puede que de una impresión de purista teniendo en cuenta como finalizaba el post anterior. Nada más lejos, entiendo que el cine tiene que tomarse ciertas licencias con respecto al cómic. Por ejemplo, el hecho de oscurecer la vestimenta del personaje (podéis ver la original arriba) no me causa ningún problema, incluso me gusta. Tampoco el ambiente oscuro urbano (me hizo gracia el hecho de que Central City fuese más oscura que Gotham, ya saben, la de Batman) me desagrada, y considero que bien hecho (y sin esos curiosos anacronismos tecnológicos en contraste con el ambiente) hubiera sido una forma perfecta de "actualizar" (si se considera necesario eso) al personaje y su ambiente. Eso son licencias válidas. Pero a partir de ahí... El Spirit de Miller es un policía dado por muerto, pero no un simple tipo duro, sino que también tiene un factor curativo que no rivaliza con el de Lobezno ni mucho menos, pero que le permite conservar la salud de forma aceptable. Excepto sus problemas con los monólogos, que parecen incurables.
Es decir, un momento inicial de hablar para sí de su relación con la ciudad me parece bien, en plan presentación, pero cuando llega un momento en el que tienes que hablar con todo lo que haces, con un gato como máximo interlocutor, acepta que tienes un problema, pavo (y si me preguntan, no sabría decir si me refiero a Spirit o Frank Miller).
No quiero extenderme excesivamente en detalles, pero la película es esperpéntica. No niego que me entretuvo, pero tan sólo por ver con que nos iba a salir luego. Porque cuando creía que no podía sorprenderme con otra bazofia más, lo hacía, queridos. Es la única película en la que he tenido vergüenza ajena; Solaris era mala y aburrida, Spirit puede entretener, pero por curiosidad morbosa.
Y ese histriónico Samuel L. Jackson haciendo de Octopus... Una mente criminal cubierta de misterio porque solo se le veían los guantes (chorrada, puede, no lo niego) se ha convertido, por arte de birlibirloque, en un pirado que se viste de un estilo tangencialmente distinto cada día según se levante (WTF? Y lo dicen las entrevistas al Jackson, no yo).
Jamás creí que vería a un negro (y menos un actor de ese calibre) vestido de nazi. Pero en el momento en el que en ese contexto le oigo hablar de que los huevos marrones (los de comer) le cabrean, tuve una visión: Will Eisner, creador de Spirit, no es que se estuviese revolviendo en su tumba, es que se abría paso ferozmente hacia la superficie, con la esperanza de estrangular él mismo a Miller antes de que otro tuviese la misma idea.
Es paródica sin pretender serlo. Secuaces retrasados clónicos de acento andaluz, suffering cats, repentinos pistolones enormes, fotocopias de culos, pies con cabeza, disfraces sin sentido... Momentos delirantes que son lo que hacen grande a esta película. Un gran pedazo de m*****, claro está. Seguro que hay más, pero la mayor parte de los detalles de la película se me olvidó a la media hora de haberla visto.
En serio, señor Miller, ¿en qué estaba pensando? Háganos un favor a todos y dedíquese a proyectos que apesten ya desde el principio, como el largamente anunciado Holy Terror, Batman!, en donde el señor de la noche se enfrenta a Bin Laden. Deje morir con dignidad su faceta artística. No adapte nada más. No se acerque a un cinematógrafo. Por el amor de Dios, que alguien le regale un gato y lo aficione al macramé...

9 comentarios:

Superlayo dijo...

Pichu: Dejando al margen que entretenga o no... ¿En serio no te pareció grotesca? ¿Ni excesivamente extraña, al menos? :p

Antón: Tranquilo, hubiese ido a verla incluso con tu consejo. QUERÍA ir a verla. Y no me arrepiento de verla, es tan mala, tan increíblemente absurda en sí misma (por acumulación de cosas que ya he comentado), que merece la pena verla.

Eva: A mí me gustó Sin City, es extraña, pero adecuada a lo que cuenta. Me cansaría su estilo de continuo, pero no me disgustó, era original. Pero Spirit hay que verla para creerla. Tú seguro que te hubieras partido en según que partes de la película.

Charlie: ¿Dudas despejadas? :p

Javi_Pichu dijo...

Excesivamente extraña sí, pero no sé, como me entretuvo y me pareció en cierto modo original... (recuerdo a los lectores que no he vito Sin City)

No sé tío, es esperpéntica y todo eso pero yo sigo diciendo que no me quedó una sensación tan mala de la que salía del cine!

Pase lo que pase no vayáis a ver Ultimátum a la Tierra.

Aunque el mundo se termine.

Aunque un marciano venga a avisarnos.

No vayáis a verla!

Adán dijo...

Whers: ¿Qué piensas hacer cuando sólo seais un ejército de tres bandejas contra un ejército de miles de lanzadores de albóndigas? (entre los cuales, por supuesto, me encuentro).

Sin City es muy buena... ¡muy buena!

:)

Alvaro dijo...

a ver, sin city pudo gustar o no gustar por como era puesta en escena, pero coño, las historias eran buenas

the spirit me parecio lamentable, estabamos en el cine flipando de lo mala que era, un amigo mio preguntandose una y otra vez por qué samuel l. jackson se habia prestado a esa cosa, otro queriendo marchar cuando salia la movida nazi, y por lo general todos pensando que nos habian endiñado un truño donde bueno, d lo malo salia scarlett johanson (aunque ni eso salvaba la peli)
en fin, que todos salimos pensando lo mismos, que nos habiamos reido toda la pelicula por no llorar, y si, por dios, k frank miller se aleje ya del cine, k sin city muy bien y 300 muy bien (a mi gusto), pero esto me ha parecido una bazofia insufrible que debe desaparecer de las pantallas y olvidarse, por favor!!

Whers dijo...

Voy a copiar el estilo del anfitrion y contestar a todos:

Superlayo: Por lo que cuentas fijo que me hubiera reido, es tanta la costumbre de ver pelis malas que casi me decepcionan cuando son buenas, porque no hay de que reirse... ¡casi!

Pichu: ¡Tarde! ¡tarde! ¡he visto ultimatum a la tierra! y estoy de acuerdo contigo. (Nota subliminal: no veas Sin City, XD)

Adam: Logicamente, crear una bandeja gigante, mucho mas grande que vuestras albondigas. Y quizas un palo con un pincho en la punta, pero eso habria que estudiarlo... xdd.

Alvaro: A mi Sin City me parecio bien precisamente en cuanto a la puesta en escena, pero las historias me dormian. A partir de que salio Elijah Wood intentando ser chungo... (ay... como me rei..!) la peli perdio toda logica. Aun no entiendo muy bien al señor amarillo-grimoso. Lennnta, muy lennnta... zzz...

300 the best!


P.D. Que respeto que os gustar Sin City, ¿eh? para gustos colores. Si ademas es un hecho, o la odias o la adoras.

Whers dijo...

(Respuesta a mi P.D. ¡Ooh..! ¡que bien hablar!

Superlayo dijo...

Pichu: Desconfío de los remakes, incluidos los de las películas originales que no he visto, por lo que no tengo mayor interés en ver el nuevo Ultimátum a la Tierra.

Antón: Mmm... Albóndigas...

Álvaro: Mi tío dijo que era de las pocas películas que a los cinco minutos ya estaba queriendo salirse del cine.

Eva: No somos nadie. :p

itur dijo...

Hola, yo también acabo de publicar otro articulo sobre the spirit en el que vcuento mas o menos lo mismo.
la critica está incompleta aun, es una especie de monografico...
Un saludo

http://iturbinho.wordpress.com

Superlayo dijo...

Iturbinho: Puede que si todos los que la vimos segregamos nuestra parte de bilis, declaren una orden de alejamiento de Miller con respecto a un plató de cine...